Y la guerra continúa…

Y la guerra continúa…

Publicado el 07Ago

Y la guerra continúa…

por Jorge CalandriCategorías Granos

Los futuros de soja en el mercado de Chicago (CBOT) se asentaron un poco más el miércoles en la cobertura corta, ya que las condiciones secas en partes del cinturón de cultivos del Medio Oeste de Estados Unidos avivaron las preocupaciones

Comentario Chicago

Los futuros de soja en el mercado de Chicago (CBOT) se asentaron un poco más el miércoles en la cobertura corta, ya que las condiciones secas en partes del cinturón de cultivos del Medio Oeste de Estados Unidos avivaron las preocupaciones sobre una menor cosecha en Estados Unidos, dijeron los comerciantes.

El poroto de soja CBOT septiembre terminaron subiendo usd 0.46 por tonelada, mientras que la soja de noviembre de nueva cosecha aumentó usd 0.55 por tonelada. CBOT Septiembre de harina de soja disminuyó usd 2.30 a $ 325.03 por tonelada. El aceite de soja de septiembre subió usd 8.16 por tonelada finalizando en usd 617.50 para su posición septiembre.

Los temores de que la guerra comercial se prolongue por la devaluación de la moneda en China como contragolpe a la nueva propuesta de imposición de aranceles en niveles del 10% por parte de EEUU, limitaría las oportunidades de exportación de cultivos que se cosecharán en las próximas semanas y presionaron los precios de la soja.

El clima seco en partes del este del medio oeste de los EE. UU. aumentó la preocupación sobre los menores rendimientos. Las condiciones de cultivo ya están por debajo de lo normal después de lluvias excesivas durante la siembra de primavera. Los operadores están comenzando a posicionarse antes del informe de oferta y demanda del Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (USDA) de la próxima semana, que se espera muestre una cosecha más pequeña y menos hectáreas sembradas.

El USDA dijo que los exportadores privados vendieron 165,000 toneladas de soja estadounidense a destinos desconocidos para su entrega en el año comercial 2019/20 que comienza el 1 de septiembre. El USDA informará los totales semanales de ventas de exportación el jueves por la mañana. Las ventas de soja de cosecha antigua se vieron en 0-300,000 toneladas y las ventas de cosecha nueva se esperaban en 100,000-400,000 toneladas.

Los futuros de maíz en el mercado de Chicago (CBOT) se reafirmaron el miércoles por la preocupación de que las condiciones secas reduzcan los rendimientos de las cosechas en partes del medio oeste de Estados Unidos, dijeron los operadores. Los precios se recuperaron de los mínimos iniciales, ya que la presión de venta indirecta en respuesta a la baja de los mercados bursátiles y del petróleo crudo pusieron presión a la suba para el cereal.

El clima seco en partes del este del medio oeste de los EE. UU. aumentó la preocupación sobre los menores rendimientos. Las condiciones de cultivo ya están por debajo de las lluvias excesivas durante la siembra de primavera. Los mercados de granos siguen anclados por las preocupaciones sobre una prolongada guerra comercial entre Estados Unidos y China.

Soja brasileña y argentina beneficiadas

El precio de la soja brasileña y argentina en moneda local alcanzó el nivel más alto en casi dos meses, impulsado por un aumento en las primas portuarias para la soja y una moneda más débil, ambas causadas por la disputa comercial entre China y Estados Unidos.

Los precios en Sorriso, en el corazón del país de soja de Brasil en el estado de Mato Grosso, cerraron a 62,31 reales ($ 15,67) por bolsa el martes, un 0,81% por encima del día anterior y el nivel más alto desde el 18 de junio, según el centro de investigación de precios Cepea. Las primas portuarias de Brasil en Paranaguá subieron a $ 1.35 sobre los futuros de Chicago el martes después de que Estados Unidos intensificó la guerra contra China, el mayor importador de soja del mundo, que respondió deteniendo todos los acuerdos para productos agrícolas estadounidenses.

Las primas portuarias de Brasil se dispararon un 70% desde el 16 de junio, según muestran los datos de Refinitiv, alcanzando el nivel más alto desde noviembre de 2018. Camilo Motter, un corredor de granos en el estado de Paraná, dijo que la combinación de un débil real brasileño y las altas primas portuarias aumentaron los valores de la soja en el mercado interno, al considerar reales por sacos de 60 kg. La moneda brasileña cayó casi un 5% frente al dólar este mes a casi cuatro frente al dólar el miércoles BRBY. Lucílio Alves, analista de granos de Cepea / Esalq, dijo que es probable que aumente la demanda china. «Después de la escalada de la guerra comercial, probablemente se concentrarán en Brasil e incluso cancelarán las compras de soja de Estados Unidos», dijo.

Lo mismo ocurrió en Argentina, donde los precios en dólares se recuperar a pesar de las caídas en Chicago en esta semana, y los precios en pesos fueron los más altos del año debido a la devaluación del peso argentino sobre el dólar, cotizando en $ 10.700.- por tonelada.

Los agricultores brasileños están aprovechando la oportunidad para vender soja vieja y también cerrar algunos acuerdos para vender la cosecha del próximo año que comenzarán a sembrar el mes próximo, según la asociación de productores Aprosoja. «El productor espera momentos como este», dijo Bartolomeu Braz Pereira, jefe de Aprosoja, y agregó que algunos agricultores también han impulsado acuerdos de trueque con proveedores de fertilizantes y agroquímicos, que ya buscan garantizar insumos para el próximo cultivo y aprovechar mejor precios relativos de los granos de soja. «Ayer y hoy, los comerciantes de granos llamaron a pujar por la soja futura, pero las ventas a futuro siguen siendo lentas», dijo Antônio Galvan, un agricultor de Mato Grosso, y agregó que no le queda ninguna cosecha vieja para vender. Se espera que Brasil aumente el área plantada de soja en un 2.3% en la nueva temporada, cultivando un total de 36.7 millones de hectáreas, según un informe de Reuters.

«China nos está matando con acuerdos comerciales injustos»: Trump

Por Nandita Bose y Andrea Shalal. WASHINGTON, 7 ago (Reuters) – El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, dijo el miércoles que su postura firme con China en los mercados globales finalmente beneficiará a la economía estadounidense, pese a que Pekín podría contraatacar frenando las ventas de productos químicos cruciales conocidos como tierras raras.

La guerra comercial entre Estados Unidos y China se intensificó en los últimos días después de que Washington calificó el lunes a Pekín como manipulador cambiario, por primera vez desde 1994, y anunció que impondrá aranceles del 10% a 300.000 millones de dólares en importaciones chinas.

Las medidas sacudieron a los mercados financieros y ahondaron el temor a una recesión mundial.

Los rendimientos del Tesoro de Estados Unidos cayeron el miércoles, y el retorno a 30 años se acercó a mínimo histórico, por el creciente temor a una recesión mundial y apuestas a que la Reserva Federal tendrá que reducir aún más las tasas de interés para contrarrestar el creciente riesgo de recesión.

Trump dijo a periodistas en la Casa Blanca que se anticipaba la reacción del mercado, pero que seguía confiando en la fortaleza de la economía estadounidense.

«En última instancia, va a subir mucho más de lo que lo habría hecho, porque China era como un ancla para nosotros. China nos está matando con acuerdos comerciales injustos», agregó.

Funcionarios de la Casa Blanca dicen que todavía esperan que los negociadores chinos acudan a Washington en septiembre para conversar, y que la última ronda de aranceles aún podría evitarse si las dos economías más grandes del mundo avanzan en un acuerdo comercial.

Sin embargo, las expectativas de un pacto están mermando. Goldman Sachs dijo el martes que ya no espera que Estados Unidos y China lleguen a un acuerdo antes de las elecciones presidenciales de noviembre de 2020 dada la «línea más dura» de ambas partes.

Dólar en el mundo: ¿Cuándo los toros se convertirán en osos?

Por Gertrude Chavez-Dreyfuss. NUEVA YORK, 7 ago (Reuters) – Trump quiere que sea más barato. El FMI dice que debería ser más barato. Los fondos de cobertura creen que hay espacio para subir aún más. Pero ¿Qué pasa con el dólar?

Desde que se desató la guerra comercial entre las dos economías más grandes del mundo, en marzo del año pasado, el dólar ha ganado más de un 3% frente a una canasta de divisas referenciales.

La fortaleza del dólar, sin embargo, no le gusta al presidente Donald Trump, que ha defendido la necesidad de un dólar más débil que haga a las exportaciones más competitivas. El lunes, el Tesoro de Estados Unidos calificó a China como un manipulador cambiario por permitir al yuan debilitarse más allá del nivel clave de 7 unidades por dólar.

Trump cree que los socios comerciales de Estados Unidos, en especial China, están trabajando frenéticamente para mantener sus monedas baratas y obtener una ventaja competitiva. Su retórica ha llevado a especulaciones como que el gobierno de Estados Unidos, a través del Tesoro, podría intervenir utilizando el Fondo de Estabilización Cambiaria.

Una medida así parece improbable. El fondo cuenta con aproximadamente 146.000 millones de dólares en reservas, de acuerdo a Bank of America Merrill Lynch, que podrían no ser suficientes para tener un impacto significativo en un mercado de divisas de más de 5 billones de dólares.

Trump no es el único que cree que el dólar debería caer. El Fondo Monetario Internacional dice que, de acuerdo a los fundamentos de corto plazo, el dólar debería ser entre un 6 y un 12 por ciento más barato, pero asuntos estructurales como la posición del billete verde como reserva internacional lo hacen poco probable.

Pero semana tras semana, los fondos de cobertura suman apuestas a que el dólar tiene espacio para avanzar más mientras el mundo parece dirigirse hacia una pausa en su crecimiento, si es que no a una recesión, motivada por las disputas comerciales.

¿Quién está en lo correcto? Aquí, algunos argumentos:

ESCENARIO ALCISTA: LOS TOROS

Inclinarse por un alza del dólar ha sido un tendencia popular. Una encuesta entre gerentes de fondos realizada por Bank of America Merrill Lynch en julio mostró que el dólar era la cuarta operación más requerida. La comunidad de inversores especulativos han mantenido posiciones netas largas en dólares desde mediados de junio del año pasado.

Los optimistas creen que el dólar podría beneficiarse del incremento de la tensiones comerciales.

«Es un refugio y ofrece un mecanismo para acumular valor muy líquido», dijo Mazen Issa, estratega senior del mercado cambiario de TD Securities, quien sostuvo que hay muy pocas alternativas al dólar en el evento de una escalada total de la guerra comercial.

Los inversores extranjeros también tienden a comprar bonos del Tesoro de Estados Unidos como refugio, según analistas. El mayor atractivo del dólar y los bonos estadounidense es la prima de rendimiento que ofrecen sobre sus contrapartes.

Seema Shah, estratega jefe de Principal Global Investor, considera que con más de un 40 por ciento de los bonos no estadounidenses que operan con rendimiento negativo, la deuda del Tesoro se han vuelto papeles de alta rentabilidad.

ESCENARIO BAJISTA, LOS OSOS

Si bien las tensiones comerciales han beneficiado al dólar como un activo de refugio, se argumenta que el estrés comercial podría terminar minando a la moneda estadounidense por su impacto adverso generalizado sobre la economía del país.

Algunos analistas creen que las disputas de comercio podrían deteriorar la confianza del consumidor y ajustar las condiciones financieras.

«Sentimos que la escalada de la guerra comercial es un riesgo para la economía que podría llevar a la Fed a flexibilizar aún más», dijo Richard Franulovich, jefe de estrategia cambiaria de Westpac en Nueva York.

Los futuros de tasas de interés sugieren que los operadores esperan que la Fed recorte las tasas nuevamente el próximo mes, de acuerdo a la herramienta FedWatch de CME.

«Comenzamos a llegar a un punto en que parece que mientras más hostil la guerra comercial entre Estados Unidos y China, el escenario para el dólar se vuelve más bajista, y por supuesto nosotros no vimos algo así en los primeros días de este conflicto», dijo Bipan Rai, jefe de estrategia de inversiones en divisas de CIBC en Toronto.

Zhiwei Ren, gerente de cartera de Penn Mutual Asset Management, dijo que es difícil imaginar un escenario alcista para el dólar incluso con la economía estadounidense superando al resto del mundo. «El dólar ha estado fuerte en los últimos dos o tres años (…) Es muy difícil para un país mantenerse sólido por demasiado tiempo», dijo.


Back to Top